Los jugadores del Baskonia pasan los reconocimientos médicos.

Foto:Saski Baskonia

Por Saski Baskonia

Además de la PCR, se les ha practicado analíticas, pruebas de electrocardiograma, espirometría, ecocardiograma y pruebas de esfuerzo.

La plantilla al completo de TD Systems Baskonia ha puesto la primera piedra de la pretemporada. Los hombres de Dusko Ivanovic, y su cuerpo técnico, se han sometido en la mañana de hoy a las pertinentes pruebas PCR en el centro médico IMQ de Amárica.

Del mismo modo que han pasado por la aseguradora médica oficial del Club azulgrana los siguientes jugadores: Khadeen Karrington, Toney Jekiri, Alec Peters, Rokas Giedraitis, Youssoupha Fall, Ilimane Diop, Arturs Kurucs, Tadas Sederkerskis, Zoran Dragic, Achille Polonara, Luca Vildoza, Sander Raieste, Ondrej Hanzlik, Pape Sow y Pavel Savkov. Por su parte, los jugadores Pierriá Henry y Miguel González, ambos con permiso por parte del Club pasarán las pertinentes pruebas el día 13.

 Desarrollo de las pruebas

En cuanto al orden preestablecido para las mencionadas pruebas, tras la analítica, con la que comprobar diversos aspectos bioquímicos del suero sanguíneo, se ha practicado la valoración en reposo de los jugadores con el correspondiente electrocardiograma, toma de tensión arterial y espirometría. También se ha realizado la prueba PCR a todos los jugadores y cuerpo técnico.

El siguiente paso ha consistido en la realización de una ecocardiografía (una ecografía del corazón). “Esta prueba permite ampliar el estudio y detectar algunas de las cardiopatías que pueden pasar desapercibidas en la exploración, el electrocardiograma y la prueba de esfuerzo y que pueden derivar en complicaciones durante la práctica deportiva”, según detalla María Jesús García Sánchez, cardióloga de IMQ.

Además, se les ha practicado una ergometría submáxima (también conocida como prueba de esfuerzo) con mascarilla debido a la situación de Covid actual. Tal y como matiza el Dr. Molinero, cardiólogo del Centro IMQ Amárica y encargado de los reconocimientos médicos del Baskonia, “en el caso de la ergometría submáxima el esfuerzo se limita a un objetivo preestablecido (generalmente una frecuencia cardiaca objetivo) que ha sido validado en la práctica clínica. Al no tener que desarrollar un ejercicio extremo, su realización con mascarilla no tiene que suponer, en principio, una limitación relevante, ni afectar al resultado de la misma, más allá de la lógica incomodidad que supone”.  Esta prueba, en definitiva, analiza la respuesta del corazón ante el ejercicio con el objetivo de mejorar sus condiciones deportivas e individualizar el entrenamiento para cada jugador.

Asimismo, se han hecho radiografías según demanda que han sido debidamente valoradas in situ por el jefe de los servicios médicos del Baskonia, Luis González Lago.

You must be logged in to post a comment Login

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies